Cruzar la frontera de Uzbekistán a Kazajistán (Nukus a Beyneu)

frontera Uzbekistán

Cruzar la frontera de Uzbekistán a Kazajistán en un tren soviético es emocionante.

El cruce en Tejen es particularmente útil para aquellos viajeros quienes vengan o viaje a Azerbaiyán por el mar Caspio, además de aquellos interesados en explorar el lejano oeste de Kazajistán.

Lee:

Qué ver en Uzbekistán – Itinerario de 4 semanas
Qué ver en Kazajistán – Itinerario de 4 semanas

Los cruces de frontera por tierra son muy emocionantes y cruzar de Uzbekistán a Kazajistán no fue ninguna excepción. Me subí en un tren en Samarkand con dirección al pueblo kazajo de Beyneu.

Fue un viaje épico de 32 horas, pero por si te lo estás preguntando, no hay necesidad de hacerlo tan largo.

Voy a contarte, paso a paso, cómo cruzarlo satisfactoriamente.

Índice:

Tienes un visado válido?
Tienes seguro de viaje válido?
Billetes de tren
Lo más destacado del viaje
La aduana
La llegada
Qué hay que traer

 

Primero, dispones de un visado válido?

Si cruzas hacia Kazajistán

Si te dirijes a Kazajistán, la mayoría de nacionalidades, incluida la española, consiguen un visado gratis de 30 días a la llegada.

Si cruzas hacia Uzbekistán

Sin embargo, si vas hacia Uzbekistán, tendrás que solicitar el visado con antelación.

Para más información, lee: Cómo conseguir un visado para Uzbekistán

La estepa de Uzbekistán

 

Seguro de viaje

Asegúrate de que tu seguro sea válido para tanto Uzbekistán como Kazajistán.

Te recomiendo IATI Seguros, ya que dispone de un buen montón de planes a un precio competitivo y además, los lectores de Against the Compass pueden conseguir un descuento exclusivo del 5%(el descuento aparecerá una vez hayas calculado tu cuota)

CONTRÁTALO A TRAVÉS DE ESTE LINK PARA CONSEGUIR TU 5% DE DESCUENTO

 

Consigue tu billete de tren

Sin importar de dónde vengas, intenta reservar los billetes lo más pronto posible.

Si cruzas hacia Kazajistán

Necesitarás comprar un billete de tren hacia una ciudad llamada Beyneu, un pueblo fronterizo kazako extremadamente feo. Puedes ir directamente desde Tashkent o Samarcanda, que están localizados al otro lado del país.

Sin embargo, desde dichas ciudades, hay un máximo de 2 o 3 trenes por semana. Deberías preguntar a la estación por los días y horas exactas, ya que puede que varíen dependiendo de la temporada.

Yo personalmente lo tomé en Samarcanda, un viaje de 32 horas que me costó 416,000UZS (52USD), en clase económica. Salió un sábado a las 10pm y llegó el lunes a las 5am.

Alternativamente (y mucho más fácil), puedes tomar el tren desde Nukus, la ciudad principal del oeste de Uzbekistán. El viaje toma sólo 8 horas y, por lo que se ve, sale cada día a las 6 de la mañana, aunque te recomiendo que vayas a la estación un día o dos antes para confirmar horarios.

Si cruzas hacia Uzbekistán

Puedes tomar un tren directo de Uzbekistán a Aktau, una ciudad localizada a las orillas de Mar Caspio, desde donde se coge el ferry hacia y desde Baku.

Además, si vienes de Rusia, podrías también cogerlo en Atyrau, una ciudad de tránsito para viajeros yendo o viniendo de Rusia.

Nuestro tren

 

Lo más destacado del viaje en tren

El viaje atraviesa un desierto inmenso en donde no hay nada salvo una llanura desértica ilimitada. Sin embargo, lo más destacado del viaje fue hablar con los locales y observar a toda la gente en las distintas estaciones.

Todas las mujeres mayores me ofrecían pan, frutas galletas y, básicamente, todo el mundo estaba más contento de verme merodear por allí con mi cámara. Nadie habla inglés por cierto, pero en esta etapa del viaje estaba ya en mi cuarto mes de viaje por Asia Central, con lo que podía hablar lo básico.

Lee: Guía a la Pamir Highway

Aquí puedes qué tan étnicamente diverso es Asia Central

 

La aduana – Llegada a Tejen

Mi tren llego a la aduana a la 1:30 de la noche.

Cuando las autoridades se subieron en el tren, todo el mundo tuvo que levantarse de la cama y sentarse en la parte inferior de las literas. Comprobarán todos los pasaportes y hasta algunas maletas de forma aleatoria.

Las autoridades kazakas fueron más o menos amables y rápidoa, pero las uzbekas se pasaron una eternidad. Me hicieron varias preguntas, incluso si llevaba medicinas conmigo. No obstante, a diferencia del día que crucé de Tayikistán a Uzbekistán, no comprobaron ninguno de mis aparatos electrónicos.

Por cierto, el proceso completo tomó 3 horas y media.

Para más información en cuanto a las aduanas, lee mi guía de viaje a Uzbekistán, en donde explico todo lo que debes de tener en cuenta.

La estación de Beyneu

 

La llegada

Kazajistán – Llegada a Beyneu

Beyneu es una basura de pueblo en donde no hay nada que hacer salvo esperar por tu siguiente tren o buscar un hotel donde pasar una noche. Llegué a las 5 de la mañana y mi siguiente tren hacia Atyrau no salía hasta las 4 de la mañana del día siguiente, por lo que me vi forzado a buscar un hotel. Si viajas a Azerbaiyán, deberás comprar un billete hacia Aktau.

 

Dónde alojarse Beyneu

Beyneu es un pueblo de tránsito, por lo que no esperes encontrar buen alojamiento con buen servicio. Sin embargo, hay 1 o 2 opciones que no están mal para pasar la noche.

Hotel Zhibek Zholy – Cerca de la estación, frecuentado por viajeros. Una opción muy funcional. Haz click aquí para ver los últimos precios

 

Uzbekistán – Llegada a Nukus

Nukus, la capital de Karakalpakstan, es un pueblo agradable, hogar del mejor museo de arte del país y la base perfecta para visitar Moynaq y el Mar Aral.

 

Dónde alojarse Nukus 

Jepek Joli – La única buena opción en la ciudad. En realidad, es un hotel de rango medio, un tanto elegante, pero para mochileros, también dispone de un yurt en el jardín. Acostumbra a estar lleno, así que resérvalo con antelación. Haz click aquí para ver los últimos precios

el desierto de Uzbekistán

 

Qué hay que traer para el viaje

Comida y bebida – En realidad, puedes comprar lo que quieras en el tren, ya que hay un vagón cafetería que vende de todo y, en cada estación, decenas de vendedores suben a ofrecerte comida y bebidas. Yo recomiendo traer tu propia comida, ya que va a saber mejor. 

Además, cada vagón dispone de un dispensador de agua hirviendo para hacerte tu té, café o hasta fideos instantáneos, por lo que es recomendable traer alguna taza o vaso. En la cafetería, las cervezas cuestan 12,000UZS (1.50USD) y comidas tales como lagman o plov cuestan unos 15,000UZS (1.80USD)

Cambiar moneda – En el tren, hay también un montón de gente que cambia moneda. Aceptan moneda de USA, Kazajistán, Uzbekistán y Rusia. Desconozco si aceptan euros o libras inglesas.

Si te gusta mi blog y encontraste el artículo útil, que sepas que si comprases cualquier servicio a través de cualquiera de mis links, me llevaría una pequeña comisión sin que a ti te suponga un coste adicional. Dichas ganancias son las que me ayudan a mantener este blog con vida.

 

frontera Uzbekistán

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos con asterisco* son obligatorios